El Quipu es un instrumento empleado por los incas como sistema de contabilidad, estadística y recolección de información histórica que posibilitó el control político dentro del imperio, puesto que con éste calculaban la población, hectáreas de tierra, ganado y producción agrícola de los pueblos conquistados.

Si vamos más allá, encontraremos que el quipu  puede considerarse como un sistema de notación tridimensional en el que un conjunto de marcas o huellas ordenadas, permite preservar y transferir un conocimiento o hecho a lo largo de varias generaciones; de esta manera, cada nudo, color y torsión servía paralelamente para enriquecer la cultura de más de 12 millones de habitantes.  Cabe destacar que los quipus estaban presentes en todo el imperio inca y en cada ciudad había una persona encargada, quipucamayoc, de fabricarlos con un mensaje determinado para que en la ciudad de destino del mensaje otra persona lo interpretara y divulgara la información. 

Al ser una compañía cuya operación se fundamenta en la recolección de información y datos, Quipux  incorpora en su ADN el propósito de los antiguos Quipus – almacenar y transmitir a través de instrumentos elaborados – para dar nombre a la organización.

Sistema nemotécnico desarrollado en los Andes, compuesto por cuerdas de lana o algodón, y nudos de diferentes colores. Estos hilos se codificaban en valores numéricos siguiendo un sistema posicional de base decimal con el fin de facilitar y agilizar tareas.